Nefrectomía simple laparoscópica

Es la extirpación quirúrgica del riñón mediante técnicas mínimamente invasivas. Es necesario extraer un riñón cuando se encuentra afectado por un padecimiento, por ejemplo tumoral, en el que el riñón deja de funcionar por un proceso obstructivo por ejemplo secundario a un lito o una estenosis uretral. O cuando hay un proceso infecto supurativo que ponga en peligro la vida del paciente.

Tras la operación por vía laparoscópica, el resultado oncológico es igual a la técnica abierta, no obstante la recuperación es más rápida y menos dolorosa.

Contacto

Escribe un mensaje y nos comunicaremos con usted lo antes posible.

Teclea lo que deseas buscar y presiona Enter